24 de octubre de 2008 | Octavia
DOSSIER DE PRENSA OCTAVIA FACELIFT
DOSSIER  DE PRENSA OCTAVIA FACELIFT
El nuevo Octavia ha sido renovado de forma intensa aunque los diseñadores e ingenieros de Škoda se han mantenido fieles a las raíces y tradiciones de la marca, una de las más antiguas de la industria automovilística. El Octavia atesora una gran tradición y establece un momento especialmente importante en la historia de la marca.

Los diseñadores e ingenieros han realizado este cambio de imagen prestando mucha atención a los detalles. Además de incorporar mejoras técnicas, el diseño del Octavia se ha revisado profundamente. El modelo 2009 posee una nueva calidad distintiva, tanto en su versión berlina como familiar, y un carácter modificado.

La última transformación se ha logrado ha través de un gran número de cambios que van más allá de simples detalles. A diferencia de los facelifts convencionales, el Octavia ha sido sometido a un cambio de carrocería utilizando nuevos paneles. La parrilla central, con 19 tiras verticales, está enmarcada por un diseño cromado. Los parachoques delanteros modificados ofrecen una imagen más dinámica y elegante y marcan todo el frontal del coche.

Las nuevas ópticas, que pueden incorporar opcionalmente luces de xenón y los módulos de la función de alumbrado adaptativo, son más grandes y predominan más que los que monta el Octavia actual, y enfatizan más la presencia del modelo. Una línea pronunciada une el logo Škoda y la parrilla del radiador. Al ampliarse hacia el parabrisas, se dirige hacia el centro de la consola, rompiendo la uniformidad de la superficie del capó para dotar al Octavia de un frontal dinámico.

Las luces antiniebla delanteras, de serie en toda la gama Octavia, se sitúan bajo el rediseñado parachoques y remarcan más el concepto de horizontalidad. Por primera vez, el alumbrado ha sido equipado con las funciones de iluminación diurna y de curva. Esta mejora vas más allá de cuestiones ópticas, ya que también influye en la seguridad. El mismo concepto se aplica a los retrovisores exteriores abatibles, que incorporan los intermitentes visibles desde todas las direcciones. Pueden ajustarse eléctricamente en todos los acabados. Las nuevas luces traseras en forma de C completan la renovación óptica del exterior del Octavia. La C que se ve en la oscuridad se ha convertido en un distintivo de los vehículos de la marca. Por otra parte, se han integrado al parachoques posterior unos reflectores para hacer más visible el vehículo cuando está estacionado.

Inspirado en el Nuevo Superb lanzado la pasada primavera, la versión remodelada del Octavia es fresca y elegante.

El Octavia dispone de cuatro propulsores de gasolina y tres diesel. Se ha añadido el nuevo motor 1.4 TSI de 120 CV con un par motor de 200 Nm entre las 1.500 y las 4.000 rpm. Este motor proporciona al nuevo Octavia una velocidad máxima de 203 Km/h y una aceleración de 0 a 100 en 9,7 segundos. Este alto nivel de prestaciones se combina con un bajo consumo de 6,6 litros a los 100 km y unas emisiones de 154 g/Km. Este nuevo propulsor estará opcionalmente en combinación con la caja de cambios DSG de siete velocidades.

El mejorado motor de gasolina 1.8 TSI de 160 CV puede combinarse en el futuro con la misma caja de cambios, y también estará disponible en el Scout y otros modelos 4x4 con caja de cambios manual de seis velocidades.

Las opciones en cuanto a motores son las siguientes:

Gasolina:

  • 1.6 MPI de 102 CV, emisiones de 176 g/km (Trend)
  • 1.4 TSI de 120 CV, emisiones de 154 g/km (Trend)
  • 1.8 TSI de 160 CV, emisiones de 163 g/km (Elegance y Laurin&Klement)
  • 2.0 TSI de 200 CV, emisiones de 175 g/km (RS)

    Diesel:

  • 1.9 TDI de 105 CV, emisiones de 130 g/km (Trend)
  • 2.0 TDI de 140 CV, emisiones de 145 g/km (Elegance & Laurin & Klement)
  • 2.0 TDI CR DPF 170 CV, emisiones de 150 g/km (RS)

    Los nuevos sistemas de audio y navegación se han incorporado a la consola central respondiendo a las preferencias de los clientes en cuanto a prestaciones. El equipamiento básico es el sistema de audio Swing de 2–DIN con reproductor de CD y MP3 integrado. Opcionalmente puede escogerse el sistema Bolero, de serie en el acabado Laurin & Klement, que incorpora la pantalla táctil, o el Amundsen, que añade sistema de entretenimiento y una pantalla de mayor tamaño. La opción más alta es el sistema combinado de radio y navegación Columbus, que cuenta con un disco duro de 30 GB. Al igual que el Bolero y el Amundsen, cuenta con una pantalla táctil y un nuevo sistema “manos libres”. Los nuevos micrófonos utilizados en este sistema ha mejorado la calidad de la voz por lo que la comunicación es más sencilla y clara incluso a velocidades altas.

    Los sistemas de audio de Škoda son compatibles con dispositivos de almacenamiento externos a través de un conector auxiliar. Además, los reproductores de MP3, iPod o las memorias USB se pueden conectar mediante el dispositivo MDI. La información de dichos accesorios externos se muestra igualmente de forma muy clara en la pantalla.

    Los nuevos materiales han aumentado el confort y la ergonomía para los ocupantes del Octavia. El instrumental, en blanco, cuenta con una posición principal en el salpicadero. La pantalla multifunción existente entre el velocímetro y el contador de revoluciones muestra información del ordenador de a bordo y, en caso de contar con el sistema de monitorización de la presión de neumáticos, indica cualquier pérdida de presión. Los sistemas Climatic y Climatronic Bizonal, de serie en el acabado Elegance y Laurin & Klement, pueden ajustarse de una forma sencilla desde la misma zona en la que se controla el sistema de calefacción de los asientos delanteros.

    Los asientos también han sido rediseñados. La sección central de los asientos en las versiones Trend y Elegance sigue un nuevo patrón común al resto del interior. Algunos componentes de la consola central como el cenicero o el pomo de la palanca del cambio mantienen el color de las tiras de puertas y salpicadero. El Octavia Elegance llega con una nueva decoración de serie y puede personalizarse con otros estilos en el interior para destacar todavía más.

    El reposabrazos central posterior tiene ahora un compartimiento de almacenamiento. Los pasajeros de los asientos posteriores cuentan ahora opcionalmente con los mandos de los asientos calefactables, situados en la parte trasera del reposabrazos delantero. Una nueva red situada en la consola central del lado del pasajero ofrece más opciones de almacenamiento y la caja térmica opcional mantiene frescas las bebidas. El espacio ubicado bajo el reposabrazos de los dos asientos frontales cuenta con una entrada de aire acondicionado. Por otra parte, se ha incorporado un nuevo módulo de luz interior, con dos luces de lectura que garantizan la iluminación posterior.

    Los ocupantes de los asientos posteriores del nuevo Octavia pueden disfrutar de un espacio muy cómodo, el más generoso de su categoría. Las grandes puertas facilitan la entrada y el portón trasero del nuevo Octavia hace más fácil la carga de equipaje. Su capacidad de carga de 560 litros establece un nuevo record de volumen en su categoría. Con los asientos posteriores abatidos, llega a los 1.420 litros, y en el Octavia Combi llega a los 1.620. El nuevo Octavia Combi no ha perdido ni una sola de sus virtudes en lo que respecta a la carga, ya que su puerta posterior se abre generosamente y ofrece un gran espacio.

    Este modelo muestra carácter y autoconfianza. El nuevo frontal, los espejos retrovisores delanteros, la parte posterior claramente estructurada y las nuevas ópticas redondean el coche armoniosamente y le dan un aspecto más actualizado. Todo ello se completa con equipamiento como cinco tipos de llantas de aleación, nuevos embellecedores y nuevos colores que garantizan un alto nivel de personalización. Desde el punto de vista de la seguridad, también destaca la incorporación en el equipamiento de serie de toda la gama, de la última generación de ABS, y los reposacabezas activos que ofrecen protección contra el latigazo cervical.

    El Octavia puede equipar opcionalmente un nuevo sistema de estacionamiento que cuenta con nuevos sensores de quinta generación y dos altavoces que producen sonidos distintos cuando la distancia delante o detrás se recorta considerablemente. El nuevo Octavia cuenta con el mismo inmovilizador que el nuevo Superb para proteger el vehículo de robos.

    Las nuevas formas de las llantas de aleación, los volantes más adaptados al interior del vehículo y los nuevos colores completan la actualización del Octavia.

    Nuevo equipamiento más destacado:

  • La nueva radio Bolero y la RNS Amundsen cuentan con un monitor en color de pantalla táctil entre otras características.
  • Sistema MDI (Media Device Interface) de conexión para iPod, AUX o USB con imagen en la pantalla MaxiDOT.
  • Bluetooth manos–libres de alta tecnología (GSM III Premium)
  • Nuevos reposacabezas activos en los asientos delanteros de serie.
  • Sensores de aparcamiento de quinta generación con mejor visibilidad en pantalla y nuevas señales acústicas que mejoran la audición.
  • Inmovilizador de cuarta generación que.
  • Embrague Haldex de cuarta generación en el Octavia Combi 4x4 y Scout.

    Mejorar la exitosa gama Octavia era todo un reto para los diseñadores e ingenieros de la sede central de Škoda Auto en la ciudad checa de Mladá Boleslav. Todas las personas comprometidas con esta labor entendieron la conexión histórica de Škoda con el modelo. El nombre Octavia se utilizó por primera vez a finales de los 50 y simbolizó el poder de una marca cuyos inicios se remontan a 1895. El primer Octavia era un modelo fiable, sólido y barato que introdujo nueva tecnología en un segmento que se había caracterizado por tener soluciones técnicas simples. El Octavia fue popular entonces, lo es ahora y ostenta el liderazgo de ventas de la marca.

    Cuando Škoda Auto se unió al grupo Volkswagen a principios de los 90, el Octavia fue el primer coche desarrollado de forma independiente. Su estreno marcó un periodo excitante para la compañía, que de repente dejó de formar parte del Bloque del Este. Škoda se situó en posición de competir en el mercado automovilístico internacional y el Octavia alcanzó a fabricantes de Europa Occidental, Asia y Corea. Este gran paso adelante para la marca es comparable a la adhesión de la República Checa a la Unión Europea y ha permitido que esta marca innovadora sea miembro de pleno derecho de uno de los principales grupos automovilísticos del mundo.